En términos generales todos los sectores profesionales requieren una correcta elección de ropa de trabajo y equipos de protección individual para hacer frente a los riesgos derivados de las diversas tareas que plantea cada profesión.

Desde que comenzó la pandemia esta necesidad de protección se ha acusado enormemente tanto por parte de las empresas a la hora de proteger a sus trabajadores, como por parte del propio profesional, se ha traducido principalmente en consultas sobre la correcta elección y uso de los equipos de protección individual.

Bajo nuestro punto de vista el sector más afectado es el sanitario en toda su estructura, hospitales, residencias, farmacias, profesionales independientes etc…, la característica principal de este sector es su uniforme, además de conciliar la imagen corporativa que cada empresa requiere en su elección, es necesario elegir un tejido un tejido que proteja frente a micro organismos, repela líquidos y cabellos, facilite la transpiración y sea lavable a altas temperaturas.

En esta línea nuestra recomendación es el tejido microfibra, generalmente compuesto por 80% poliéster y 20% poliamida, ofrece grandes ventajas debido a su fina estructura que aporta comodidad en el uso y gran resistencia frente a los lavados a altas temperaturas.

Este tejido es sumamente absorbente, cala el doble que el algodón, sin embargo su peso no aumenta, es ligero incluso cuando esta humedecido, en el proceso de lavado no necesita plancha, lo que aporta un plus más a quien lo usa.

Otra ventaja es que no cambia su tamaño ni se deforma con los lavados, no fabrica pelusas o bolitas en su vida útil.

Este verano aprovecha a cambiar tu uniforme convencional y pasarte a la microfibra, disponible en casacas,  pantalones, gorros; estampados, colores lisos.

Visita nuestra página para encontrar el más adecuado o contacta con nosotros si necesitas asesoramiento profesional.